EL ENFOQUE ES INTERDISCIPLINARIO.
Todo el proceso de análisis y tratamiento se fundamenta en el trabajo conjunto
de los especialistas en las diferentes áreas psicopedagógicas de aprendizaje, psicología, familia y vocacional.
Se coordina estrechamente con los especialistas clínicos externos que sean necesarios
para un diagnóstico único y un tratamiento integrado.

LA ATENCIÓN ES INDIVIDUALIZADA. Buscamos comprender en profundidad la historia personal y el entorno de cada
estudiante, manteniendo un absoluto compromiso de confidencialidad. Las respuestas son diferenciadas, respetando
la individualidad y ritmos de cada estudiante. Enfatizamos un ambiente cálido y familiar, que dé confianza y seguridad.

EL ANÁLISIS ES CONTEXTUAL Y HOLÍSTICO. La intervención psicopedagógica se coordina estrechamente con la familia
y el colegio (psicólogos, tutores y profesores), puesto que el análisis incluye los diferentes contextos (familiar, escolar
y social) en los que se desenvuelve el estudiante, así como sus interacciones.